viernes, 17 de mayo de 2019

DE LAS ELECCIONES A LA JUNTA DE GOBIERNO.




Convocatoria.

En el ejercicio en que se celebren las elecciones, y en el primer Cabildo de Oficiales que se convoque, se incluirá en el Orden del Día la convocatoria oficial de elecciones, ordenándose a la Secretaría la confección del censo, cerrado al 31 de Diciembre, y fijando la fecha de exposición.

Concluido el Cabildo de convocatoria de elecciones, la Junta de Gobierno comunicará oficialmente a la Vicaría General la fecha, lugar y hora señalados para la celebración de las elecciones.



 Censo De Votantes.

Serán censados todos los hermanos que estando al corriente en el pago de sus cuotas, y llevando un año de antigüedad en la Hermandad, tengan cumplida para el día señalado la edad de dieciocho años.

El censo estará expuesto a los hermanos durante un mes y la inclusión o baja de hermanos en el mismo podrá realizarse hasta que finalice el plazo de exposición indicado.

Realizadas las correcciones que procedan, se enviará una copia a la Vicaría General con la comunicación oficial de las elecciones, de acuerdo con las normas vigentes.



Condiciones Para Ser Candidatos Y Candidaturas.

Para presentarse como candidato a cualquier cargo de la Junta de Gobierno será necesario tener dieciocho años cumplidos; distinguirse por su vida cristiana personal, familiar y social, así como por su vocación apostólica; y residir en un lugar desde el que le sea posible cumplir con la misión del respectivo oficio.

Cualquier miembro de la Junta de Gobierno podrá ser reelegido para el mismo u otro cargo. A este efecto se considera mismo cargo los Consiliarios, Fiscales, Mayordomos, Secretarios y Priostes, primeros y segundos en cada caso.

Para presentarse a Hermano Mayor o Teniente Hermano Mayor será necesario tener cuatro años de antigüedad ininterrumpida, reconocida formación, vida cristiana y entrega a la Hermandad.

Para los demás cargos la antigüedad se reduce a tres años.

El candidato de estado casado deberá presentar con su candidatura la partida de matrimonio canónico, así como una declaración de encontrarse en situación familiar regular.

Las candidaturas serán cerradas y completas, es decir, encabezadas por el candidato a Hermano Mayor y completadas por los restantes miembros elegidos por él de entre los que lo hayan solicitado.



Proceso Electoral.

Los hermanos que cumplan los requisitos establecidos en el artículo que antecede y deseen formar parte de las candidaturas que puedan formarse deberán



solicitarlo por escrito al Secretario de la Hermandad en el plazo que quede fijado en la convocatoria de elecciones, y que será como mínimo de un mes.

Cerrado el plazo, se enviará al Sr. Vicario la lista con los candidatos, expresando los que se presenten a Hermano Mayor y Teniente Hermano Mayor.

Recibida la confirmación de la autoridad eclesiástica, se abrirá un período electoral con la formación de las candidaturas. En caso de que se presenten más de una, todas recibirán el mismo trato en cuanto a todo lo necesario para el desarrollo y ejecución del proceso electoral.

Los candidatos a Hermano Mayor se reunirán con la Junta de Gobierno en Cabildo de Oficiales, para formalizar todo el proceso.

En caso de que el Secretario 1º sea candidato, será sustituido en todo lo concerniente a las elecciones por el 2º, y si éste también lo fuera, la Junta elegirá a un hermano que no se presente para tal fin, cesando al terminar el acta del Cabildo de Elecciones. Lo mismo ocurrirá si es candidato el Fiscal 1º.



Cabildo de Elecciones.

Mesa Electoral.

A la hora fijada se constituirá la mesa electoral, formada por el representante de la autoridad eclesiástica como Presidente, el Secretario electoral nombrado y dos escrutadores elegidos por el Secretario entre los hermanos que no sean candidatos.

Los candidatos a Hermano Mayor también podrán nombrar a un hermano como interventor.



Votación personal.

El Cabildo será de la modalidad abierto, con la duración adecuada para que todos los hermanos puedan votar.

El voto será personal y secreto, debiendo identificarse debidamente el votante.



Votación por carta.

Para los hermanos que aparezcan en el censo con domicilio fuera de la ciudad Oviedo se habilitará la posibilidad de votar por carta; posibilidad a la que podrán acogerse los hermanos por razón de enfermedad acreditada mediante certificado médico oficial.

A tal fin, deberán enviar un sobre cerrado con el voto, que se introducirá en otro donde adjuntarán una fotocopia del D.N.I. (Documento Nacional de Identidad), y los hermanos enfermos, el certificado médico oficial. El envío del voto por carta se hará por certificado de Correos con acuse de recibo. El sobre se dirigirá al Secretario de la mesa electoral y llevará exteriormente el remite, nº de D.N.I. y firma del votante

Veinticuatro horas antes de la señalada para el comienzo del cabildo, el Secretario nombrado al efecto levantará Acta de los votos recibidos, numerados del uno en adelante, firmándolos y sellando el paquete, que quedará en las dependencias de la Hermandad bajo su custodia.

Finalizado el tiempo de votación personal, se introducirán en las urnas los votos por carta considerados válidos. Se anulan de éstos los de los hermanos que se hubieran personado.



QUÓRUM DE HERMANOS VOTANTES.

SEGUNDA CONVOCATORIA PARA LA ELECCIÓN.

El Secretario dirá a la mesa el número de hermanos que han votado, concretando el Presidente si hay "quórum", que deberá ser al menos el treinta por ciento del censo aprobado.

Si no se lograra el "quórum" señalado, se celebrará nueva convocatoria entre los diez o veinte días siguientes del anterior, siendo en esta segunda convocatoria válido el "quórum" de los que asistan. El día será señalado por la Mesa Electoral.




PROCLAMACIÓN DE LA CANDIDATURA.

Cuando el "quórum" preciso para la elección quede cubierto, en primera o segunda convocatoria, se realizará el escrutinio, y el resultado será dicho por el presidente, proclamándose por mayoría simple la candidatura electa.

En caso de empate no será aplicable el voto de calidad del Hermano Mayor, aunque no se presente en ninguna candidatura. El presidente nombrará la candidatura encabezada por el Hermano Mayor con mayor antigüedad y si no, el de mayor edad (Canon 119). A tal efecto se considerarán de la misma antigüedad los admitidos en el mismo Cabildo de Oficiales.

El secretario levantará acta del Cabildo, firmada y con el visto bueno del presidente. Una copia de la misma será entregada al Hermano Mayor elegido, para que la presente en el plazo previsto en las normas vigentes a la autoridad eclesiástica.



TOMA DE POSESIÓN.

A partir de recibir la Junta elegida su confirmación de la autoridad eclesiástica, el Hermano Mayor entrante señalará la fecha de toma de posesión, que se realizará en un Cabildo de Oficiales, convocado al efecto, con los entrantes y salientes, en un plazo máximo de diez días, desde la fecha de recepción de la citada confirmación.

En este acto, el Hermano Mayor saliente, deberá entregar los siguientes Documentos:

1º.) Libros de la Hermandad.

2º.) Llaves de todas las dependencias.

3º.) Informes confidenciales, si los hubiere.

Asimismo deberá informar del estado de situación de todos los bienes y enseres de la Hermandad y entregará la administración de los mismos, así como todos los libros, documentos e informes que obren en su poder. En concreto deberá hacer entrega del inventario actualizado de la Hermandad, del saldo en caja, a cuyo efecto se efectuará el correspondiente arqueo debidamente firmado junto con el Hermano Mayor entrante, y en entidades de crédito.





Artículo enviado por: Jesús Manuel Cedeira Costales




Fuente: Reglas de la Hermandad y Cofradía de Nazarenos del Stmo. Cristo de la Misericordia, Nuestro Padre Jesús de La Sentencia, María Santísima de la Esperanza, y San Francisco Javier “Los Estudiantes”


lunes, 13 de mayo de 2019

Oración a la Virgen de Fátima (Papa Francisco).



Celebremos los 102 años de la Virgen de Fátima; considerada la aparición mariana más importante del siglo XX. Reunámonos en torno a su mensaje y oremos por la paz y unidad universal.

Oración a la Virgen de Fátima 
Bienaventurada María, Virgen de Fátima,
con renovada gratitud por tu presencia maternal
unimos nuestra voz a la de todas las generaciones
que te llaman Bienaventurada.

Celebramos en ti las grandes obras de Dios,
quien nunca se cansa de inclinarse misericordiosamente
hacia la humanidad afligida por el mal,
y herida por el pecado,
para curarla y salvarla.

Acoge con benevolencia de Madre
nuestra oración que hoy hacemos con confianza,
ante ti, nuestra querida Madre.

Estamos seguros de que cada uno de nosotros
es precioso a tus ojos y que nada de lo que
habita en nuestros corazones es ajeno a ti.

Custodia nuestra vida entre tus brazos;
reavive y alimenta la fe;
bendice y refuerza todo deseo de bien;
reaviva y alimenta la fe;
sostén e ilumina la esperanza;
suscita y anima la caridad;
guíanos a todos por el camino de la santidad.

Enséñanos tu mismo amor de predilección
por los pequeños y por los pobres,
por los excluidos y por los que sufren,
por los pecadores y por los extraviados de corazón:
congrega a todos bajo tu protección
y entréganos a todos nosotros
a tu Adorado Hijo, Jesús, nuestro Señor.
¡Amén!
Artículo enviado por: Jesús Manuel Cedeira Costales
Fuente: Papa Francisco.


viernes, 10 de mayo de 2019

¿POR QUÉ LAS PRIMERAS COMUNIONES SUELEN CELEBRARSE EN MAYO?







La tradición de que los niños reciban por primera vez la Eucaristía en esta época del año es bastante reciente...

En muchos de los países occidentales los niños suelen celebrar su Primera Comunión durante los meses de abril, mayo o junio. Pero esta tradición es relativamente nueva y única en el rito romano de la Iglesia católica.

En los primeros siglos del cristianismo, los tres sacramentos de la iniciación cristiana -el Bautismo, la Confirmación y la Eucaristía- siempre se celebraban juntos. Esto significaba que adultos, niños y bebés recibían los tres sacramentos al convertirse al cristianismo.

Normalmente, esto tenía lugar en la vigilia pascual, como también ocurre hoy normalmente en el rito de iniciación cristiana de adultos.

Inicialmente el obispo confería los tres sacramentos, pero con la amplia difusión del cristianismo en Occidente, los obispos ya no podían estar físicamente presentes en todas las celebraciones.

Esto dio lugar a una separación de estos sacramentos en el rito romano, donde el bautismo se convirtió en un sacramento aparte administrado por el sacerdote o diácono y más tarde, la Confirmación se confería cuando el obispo podía viajar a la parroquia. La Primera Comunión entonces venía después de la Confirmación, y a menudo se daba a los adolescentes.

En el siglo XIX se desarrolló una elaborada ceremonia en muchos países occidentales donde todos los adolescentes recibían la Primera Comunión juntos en la parroquia local, vestidos con ropas blancas parecidas a sus trajes de bautismo.

Esta fue la práctica hasta hasta el 1910, cuando el papa Pío X redujo la edad de la Primera Comunión y animó a lo niños a recibir la Eucaristía a los 7 u 8 años. Entonces, en lugar de que los adolescentes recibieran la Primera Comunión en la parroquia, lo hacían niños más pequeños.

La decisión de organizar esta ceremonia en abril o mayo se basa principalmente en la celebración de la Pascua, que de alguna manera conecta con la tradición original de recibir los sacramentos en la vigilia pascual.

Además, durante muchos siglos la Iglesia ha enseñado a sus miembros a recibir la Comunión anualmente durante la temporada de Pascua.

El actual Código de Derecho Canónico destaca este “deber Pascual” de comulgar al menos una vez al año en Pascua, a no ser de que haya una razón justa para cambiarlo por otro momento del año.

Técnicamente hablando, cualquier persona puede recibir su Primera Comunión, con el permiso de su pastor local, en cualquier momento del año.

Sin embargo, debido a la estrecha relación de la Eucaristía con la temporada de Pascua, se celebra más a menudo uno de los domingos de Pascua.



Artículo enviado por: Jesús Manuel Cedeira Costales

Fuente: aleteia.org

sábado, 4 de mayo de 2019

¿POR QUÉ REZAMOS EL REGINA COELI Y NO EL ÁNGELUS EN TIEMPO PASCUAL?






Durante el tiempo pascual la Iglesia Universal se une en la oración Regina Coeli o Reina del Cielo para unirse con alegría a la Madre de Dios por la resurrección de su Hijo Jesucristo, hecho que marca el misterio más grande de la fe católica.

El rezo de la antífona de Regina Coeli fue establecida por el Papa Benedicto XIV en 1742 y reemplaza durante el tiempo pascual –desde la celebración de la resurrección hasta el día de Pentecostés– al rezo del Ángelus cuya meditación se centra en el misterio de la Encarnación.

Al igual que el Ángelus, el Regina Coeli se reza tres veces al día, al amanecer, al mediodía y al atardecer como una manera de consagrar el día a Dios y a la Virgen María.

No se conoce el autor de esta composición litúrgica que data siglo XII, pero se sabe que era repetido por los frailes menores franciscanos después de las completas (Liturgia de las Horas) en la primera mitad del siguiente siglo. Luego, la popularizaron y extendieron por todo el mundo cristiano.

La oración:

Reina del cielo, alégrate, aleluya.

Porque el Señor, a quien has llevado en tu vientre, aleluya.

Ha resucitado según su palabra, aleluya.

Ruega al Señor por nosotros, aleluya.



Oremos:

Oh Dios, que por la resurrección de Tu Hijo, Nuestro Señor Jesucristo, has llenado el mundo de alegría, concédenos, por intercesión de su Madre, la Virgen María, llegar a los gozos eternos. Por Jesucristo Nuestro Señor. Amén.

Gloria al Padre y al Hijo y al Espíritu Santo, como era en el principio ahora y siempre por los siglos de los siglos. Amen. (tres veces).



Artículo enviado por: Jesús Manuel Cedeira Costales

Fuente: ACI Prensa


miércoles, 1 de mayo de 2019

EJERCICIO DEL MES DE MAYO






ORACIÓN PARA CADA DÍA

¡Oh, la más bella y fragante flor del Paraíso, Reina Inmaculada de las flores! Al olor de tus aromas y al encanto irresistible de tus virtudes, nosotras, miembros de una Alianza de blancura, corremos a tu encuentro en este bendito mes de purezas y luces celestiales, para cantar con alegría tus gracias, alabar tus divinas grandezas, implorar la eficacia de tu gran poder y atraer sobre nosotras las ternuras maternales de tu corazón….


sábado, 27 de abril de 2019

REFLEXIÓN PASCUAL.






1. En la gloria de Dios Padre



Jesús descendió a los infiernos pero está sentado a la derecha de Dios, el todopoderoso y único Santo que VIVE y reina en esa unidad Trinitaria como afirmamos en el gloria: ''Tu solus Altissimus, Iesu Christe, Cum Sancto Spiritu in gloria Dei Patris''. De forma solemne las campanas han repicado en la noche santa de Pascua acompañando este solemne ''Gloria'' anunciando al mundo que Cristo ha salido glorioso del sepulcro: ¡ha resucitado! También, junto a María, contemplamos los misterios gloriosos del Rosario.


lunes, 22 de abril de 2019

¿POR QUÉ HOY LA IGLESIA CATÓLICA CELEBRA EL "LUNES DEL ÁNGEL"?






Hoy lunes de Pascua, la Iglesia celebra el llamado “Lunes del Ángel”, llamado así porque fue precisamente un ángel en el sepulcro, el que anunció a las mujeres que el Señor Jesús había resucitado.

Radio Vaticano recuerda la explicación que dio el Papa Juan Pablo II en 1994.

“¿Por qué se le llama así?”, se le preguntó al Pontífice, poniendo en evidencia la necesidad de destacar la figura de aquel ángel, que dijo desde lo más profundo del sepulcro: “Ha resucitado”.